sábado, 2 de enero de 2016

Senra

El grupo consonántico romance m'n que se origina al perderse una vocal átona latina es el punto de partida de varias soluciones que tienen en senra y términos afines su máximo exponente de variedad. Del latín seminatura, "acción de cultivar", o seminare, "cultivar", se habría pasado a una primera fase sem'nadura o sem'nar, en la que el grupo de nasales puede experimentar una disimilación hacia senradura, senrar. Se trata de un estadio muy arcaico que conservan el leonés y el gallego-portugués en el sustantivo deverbal senra (< semina), "terreno donde se realiza la siembra".

Y es desde senra (1) de donde hay que partir para explicar las formas que incorporan un sonido de apoyo que facilita la pronunciación y evita la metátesis hacia serna (2): sembra, sendra (3) y sénara / sénera (4). Existen además las correspondientes formas diptongadas allí donde ocurre este fenómeno (sienra (5), sierna (6), siembra (7)).

El tratamiento de la -n- intervocálica de la forma sénara en gallego-portugués evoluciona nasalizando la vocal siguiente, seãra (8), desplazando el acento a ella. A estas formas habría todavía que añadir las que presentan palatalización de s- inicial, como es el caso del topónimo asturiano Xenra (XL García Arias, Toponimia Asturiana).

Y de la forma con metátesis serna podría venir el topónimo extremeño Serena (9) según García de Diego.

No es cuestión ahora de agotar las variantes, sino poner de manifiesto que cuando una base latina encaja semanticamente con los significados de sus herederas romances, y los procesos de diacronía fónica que experimenta están bien establecidos y son bien conocidos, por repetirse en otros casos, está de más recurrir, como Corominas para el caso de senra, a étimos supuestos como la base prerromana *sénara. En todo caso, el castellano siembra y el gallego senra comparten la misma etimología, aunque parezca increíble.

Asimismo, otras dos palabras del gallego, senrada y senreira o xenreira podrían guardar relación etimológica con la familia de seminare, "sembrar", ya que senrada es el cebo que se siembra o disemina para pescar; y ya en latín seminare tenía el sentido figurado de sembrar la cizaña, el odio, de ahí xenreira, "tirria, rencor".

3 comentarios:

Hugo da Nóbrega Dias dijo...

Aqui mesmo pertinho donde vivo há uma Sernada do Vouga.

Andregoto Galíndez dijo...

Bonito lugar Aveiro!

Hugo da Nóbrega Dias dijo...

É sim! Tenho aprendido a admirar todo este lugar e quanto mais descubro, mais gosto de aqui viver. Bom ano de 2016!