domingo, 23 de diciembre de 2012

Xente cativa

En algunas zonas de Galicia se clasifica a los mouros de la mitología del país en el grupo de la xente cativa. En contra de la opinión común, que aplica directamente la más generalizada acepción actual de cativo, "de pequeño tamaño", los mouros y en general la xente cativa no son seres diminutos. Cativo en gallego tuvo y mantiene una importantísima acepción relativa a la ruindad moral, a la mezquindad, si se quiere a la pequeñez de espíritu, que no de cuerpo; por lo que entender que en esta categoría se encuadran seres de pequeño tamaño corporal es un error.

Miserable, ruin, despreciable (Francisco Javier Rodríguez)
Persona miserable, cativo, tacaño, persona ruin (P. Sobreira, sub "baluro")

Además el gallego mantiene también la acepción original del término, "cautivo", del latín capere, "capturar".

Se da la circunstancia de que el italiano cattivo también conoce dos de las acepciones del gallego, "cautivo, malvado, malo", y esto podría ser por la estrecha relación entre el estado de cautivo, de preso, y la catadura moral del mismo: "nel mondo c'era molta gente buona, ma anche molta gente cattiva".

De todos modos, también podría aplicarse lo que dice Ullman: "en Séneca y en otros autores eclesiásticos del siglo IV (S. Jerónimo), captivus es empleado para designar a una persona dominada por sus pasiones, de donde el significado del italiano cattivo, 'malo'" (Introducción a la semántica francesa).

Por otra parte, el anglo-normando caitiff, "villano, sin moral, enemigo del cristianismo", nos acerca al carácter pagano o gentil de los mouros.

"Xente cativa" define, por lo tanto, la psique de los mouros, trazando en dos palabras su perfil psicológico. Es una brevísima pero contundente, como acostumbran a ser las observaciones del pueblo, etopeya de estos míticos personajes.

La acepción moral que estamos discutiendo todavía se conserva en alguna zona de Galicia: "Hay grados y formas de calumnia, como exponen en Puerto de Bares: 'Aquí es un delito grave cuando uno es embustero, el mentir. Uno que con sus mentiras causa daño al pueblo, es una cosa grave. Les llamamos xente cativa al que miente, al que no tiene formalidad'" (Carmelo Lisón Tolosana: Qué es ser hombre: Valores cívicos y valores conflictivos en la Galicia profunda).

No hay comentarios: